fbpx
loader image

Razones por las que debes cerrar todas las sesiones

febrero 8, 2021

En líneas generales, el trabajo del community manager es administrar las cuentas de sus clientes en redes sociales. Hasta ahí, ¡todo ok! No necesitamos explicar más…

Pero, yendo directamente al grano… ¿Qué ocurre cuando tienes todas las sesiones abiertas?

¡Sí! Ya sabemos que mientras más prácticos seamos, más placentera es la vida. ¡Jamás lo hemos puesto en duda! Sin embargo, como community manager debes saber muy bien a todo lo que se exponen (tú y los clientes que confían en ti) teniendo varias sesiones iniciadas desde tu dispositivo móvil.

Y es que son tantos los casos que se han presentado de «metidas de pata», y muchos otros inimaginables, que nos vimos obligados a escribir este post con el fin de mencionarte cuáles son las razones por las que debes cerrar todas las sesiones.

De hecho, muchas de esas confusiones catastróficas han sido causantes hasta de la cancelación de contrato por parte del cliente con la agencia de marketing.

Publicaciones personales

¡Este es el más común de los casos!

Muchas veces el community cree que está utilizando su cuenta personal y, estando en la playa, por ejemplo, se toma un selfie en la arena y sube el post / historia en la cuenta del bufete de abogados, de la cafetería, del periodista reconocido, de la agencia de viajes, del equipo de béisbol, etc.

Robo / pérdida del dispositivo móvil

No es muy común que las cuentas de los clientes corran riesgos por robo / pérdida del dispositivo móvil del community, pues la gran mayoría posee clave / patrón de acceso.

No obstante, muchos de ellos no (por comodidad o tiempo). Y cuando la persona que se roba / encuentra el teléfono decide revisarlo de arriba a abajo por su condición de ser humano curioso, son muchas las consecuencias fatales que esto puede desencadenar…

Echen a volar esa imaginación…

«Préstame tu celular para…»

Pueden decirte para «llamar», para «enviar un SMS», etc. Pero del 100%, cree sólo el 2%, ¡aunque suene cruel!, pues muchas veces las personas sólo quieren saber qué contiene tu galería de fotos, o bien, revisar tus cosas personales (correos, mensajes, WhatsApp, Telegram, redes sociales, etc.).

Ante esto, lo más recomendable es que, aunque te cataloguen de «policía», de «desconfiado» o de «perro guardián», te quedes muy cerca de esa persona que necesitaba «llamar», y al finalizar, pedirle que te devuelva tu dispositivo.

Este caso es tan común como grave, ya que cuando ingresan a las cuentas que manejas, tienen acceso a cualquier cantidad de información personal (o de cualquier índole) de tu(s) cliente(s).

Imagina lo que esto puede acarrear…

Entonces, los dos consejos más sabios que podemos darte en estos casos, son:

-Cierra todas las sesiones y trata: o de memorizar las claves o de tenerlas en una mini libreta (siempre a la mano) para cuando estés fuera de casa o de tu lugar de trabajo y necesites realizar una publicación.

-Si manejas seis cuentas, por poner un ejemplo, intenta tener un dispositivo alterno en el que puedas administrar tres de ellas, y las otras tres en tu móvil de costumbre.

Muchos community managers expertos lo hacen para no recargar su mente de información y para llevar un manejo de redes mucho más ordenado.

post recientes